Ejemplo de sentencia en la que la falta de titulación oficial informática del perito informático influye en el fallo contra la parte

La titulación oficial en informática del profesional es determinante para ganar un juicio en el que interviene un perito informático (o cualquier otro tipo de perito de cualquier especialidad, que debe poseer una titulación oficial de la citada especialidad, según el artículo 340 de la Ley de Enjuiciamiento Civil). En la Sentencia 531/2017, de la Sala de lo Social del Tribunal Superior de Justicia de Madrid, motivada por el recurso de suplicación 369/2017, se pone de manifiesto que la titulación oficial del perito informático, influye en que la sentencia sea favorable a la parte.

En la sentencia dictada en suplicación, la magistrada ponente repasa la sentencia dictada en primera instancia, en la que se argumenta que uno de los motivos para declarar la improcedencia del despido, es que el perito informático contratado por el empleador carecía de titulación oficial en informática, disponiendo únicamente (según reza la sentencia), de un curso de peritaje informático realizado a través una asociación. El abogado de la empresa recurrente, motivó como uno de los argumentos para interponer el recurso de suplicación ante el TSJ, que el perito informático no tenía por qué tener titulación oficial, sino únicamente los conocimientos en la materia.

La magistrada, por su parte, en la nueva sentencia, argumenta que ella “no puede volver a valorar la prueba ni rectificar el criterio del Juzgador salvo que se apoye en prueba documental o pericial fehaciente, literosuficiente, no contradicha”, por lo que “ninguna censura jurídica cabe oponer apoyada en los preceptos sobre la práctica de prueba pericial que se denuncian, indebidamente, como infringidos”. En el recurso de suplicación, por su carácter prácticamente casacional, no se puede rectificar el criterio del juzgador en primera instancia, ya que “el Tribunal «ad quem» no puede valorar «ex novo» toda la prueba practicada ni revisar el derecho aplicable, sino que debe limitarse a las concretas cuestiones planteadas por las partes, en especial el recurrente, que por ello mismo debe respetar una serie de requisitos formales impuestos por la ley”.

Se pone de manifiesto, por tanto, que el criterio del primer juez es válido y que la titulación del perito informático es determinante para cualquier juez o magistrado a la hora de dictar una sentencia.

 

En España, la Ingeniería Informática es la única titulación oficial de ingeniería que no se encuentra regulada por el Estado, motivo por el cual existen numerosas asociaciones y otras organizaciones que, aprovechándose de esta situación, imparten cursos y expiden títulos que no tienen ningún valor y que, en ningún caso, pueden sustituir a la titulación de Ingeniería Informática. Precisamente, hace muy poco tiempo, uno de estos presuntos estafadores, que se hacía pasar, entre otros perfiles profesionales, por perito informático sin tener la titulación oficial requerida, fue desenmascarado por el programa Equipo de Investigación de La Sexta.

 

Fuente: Artículo del perito informático del COITICLM Don Javier Rubio Alamillo.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies con fines técnicos y de análisis de tráfico. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies